La guerra de la hamburguesa engorda

16 02 2008

El Ministerio de Sanidad abandera la lucha contra las compañías de comida rápida, pero no todos los nutricionistas están de acuerdo. Mientras, Burger King sigue aumentando las raciones

ROBERT BASIC/  EL COMERCIO  10-12-2006

En España, el décimo país más obeso del mundo, ha nacido una nueva hamburguesa. Es enorme, en tamaño y grasa, y lleva la firma de Burger King. La ‘Triple whopper’, que así se llama el ‘pincho’ que ha protagonizado la semana, lleva entre panecillo y panecillo tres grandes filetes de carne picada con algo de ensalada, que, en conjunto, suman la friolera de 1.040 calorías. Este explosivo bocado equivale, según los expertos consultados, a la ingesta de ocho huevos fritos o nueve platos de macarrones regados con salsa de tomate.

La salida al mercado de esta gigantesca ración ha vuelto a darse de bruces con el Ministerio de Sanidad, que hace apenas dos semanas pidió la retirada de la campaña publicitaria de las hamburguesas XXL, de la misma compañía de comida rápida. Ambas aportan 971 calorías y 25 gramos de grasa saturada por unidad. Pero Burger King mantiene su ‘Triple whopper’, todo un ‘manjar’ para los carnívoros incorregibles. Eso sí, la empresa ha decidido no publicitarla.

A pesar de ello, la ministra no se ha quedado callada. Elena Salgado ha vuelto a arremeter contra la compañía con sus iras en la ‘Doble Whopper’, que sí sale por televisión. Insiste en que «deben retirar» también este ‘spot’ porque, al margen de los asuntos «estéticos» denunciados por el PSOE y el Instituto de la Mujer, «vulnera» los acuerdos sobre promoción de raciones gigantes que la empresa adquirió en el marco de la Estrategia Sanitaria Contra la Obesidad (NAOS).

Firmar y cumplir
«Los que firmaron la NAOS deben cumplirla. No se denuncia a las empresas ante los tribunales, se denuncia el acuerdo y, por tanto, quien no lo cumple no puede seguir formando parte de él», sentenció Salgado, quien apuntó que son los hosteleros quienes podrían decidir en dos semanas la expulsión de Burger King del grupo.

Por su parte, la Federación de Consumidores y Usuarios (FACUA) pidió al Gobierno que apruebe un Real Decreto que regule la publicidad de alimentos para hacer frente al incumplimiento de la autorregulación.

Basta entrar en la web de Burger King (www.burgerking.es) para admirar las posibilidades que ofrece esta ‘gama’ de hamburguesas: la tradicional ‘Whopper’, la reforzada ‘Doble whopper’ y la inabarcable ‘Triple whopper’. Por encima de las fotos, que activan los jugos gástricos del internauta, un mensaje: «¿Todavía no sabes qué pedir y se te hace la boca agua? No te preocupes, todos los meses te echaremos una mano con unas cuantas sugerencias».

El lanzamiento de la ‘Triple whopper’ no ha alarmado en exceso a Lucía Laborda. La experta en Dietética y Nutrición está en contra de que se «crucifique» siempre a los mismos establecimientos. «Se puede comer bien o mal en cualquier sitio, incluso en los mejores restaurantes de la ciudad, que, en ocasiones, te saturan con tanta grasa animal. El problema está en que las hamburgueserías ofrecen muchísimas calorías a un precio muy bajo». Razón no le falta. El peso neto de estas raciones gigantes suele superar los 300 gramos y la unidad se paga entre 3 y 4,5 euros. Una ‘Triple whopper’, integrada en un menú mediano, cuesta 7,75 euros. Y comer una superhamburguesa así aporta más del 30% de las necesidades calóricas diarias de un adolescente.
Laborda cree que la solución pasa por la «concienciación» y la «educación» alimentaria de la población española, «nunca por la prohibición». La experta localiza el peligro de estas comidas rápidas en sus bajos precios, «porque sus consumidores son sobre todo chavales jóvenes. Los adolescentes no tienen mucho dinero y, si reúnen unos cuantos euros, se van a una hamburguesería». Estos paraísos de comida rápida, en su opinión, también tienen unos menús «muy saludables, pero son más caros. Lo que deberían hacer es bajar el coste de las ensaladas para que sus clientes puedan tener más alternativas y comer más sano».

En España, un país en el que el 13% de los mayores de 15 años supera el índice 30 de masa corporal, «el incremento de la obesidad va ligado al aumento del tamaño de las raciones». La sentencia es de Gregorio Varela, catedrático de Nutrición y Bromatología y presidente de la Fundación Española de la Nutrición, que habla de la «libertad de mercado» para referirse a la última creación de Burger King. «Nos puede parecer mal lo de las hamburguesas gigantes, que lo es, pero a nadie le molesta el valor calórico que presenta, por ejemplo, el queso manchego. Tiene un elevado contenido energético y muchas grasas saturadas, pero criticarlo estaría mal visto».

Varela no pretende justificar las porciones ‘jumbo’ de las cadenas de comida rápida -en EE UU comercializan la hamburguesa ‘Monster’, que ‘pesa’ 1.420 calorías a 5 dólares-, sino que se fija en los cambios alimentarios de los españoles en los últimos años: «Los menús de trabajo de hace dos décadas no tienen nada que ver con los actuales». «Antes, los restaurantes sacaban un filete que pesaba como mucho 125 gramos. Si lo hacen hoy, pedimos el libro de reclamaciones porque estamos acostumbrados a porciones mucho más copiosas». El experto opina que las famosas promociones de 2 X 1 «funcionan mejor que nunca. Es la tendencia hacia lo grande, hacia lo gigante, por un poco más de dinero».
Este nutricionista cree que las bombas alimentarias se desactivan con la educación y nunca con la supresión de productos. El propio Burger King suscribió por dos veces un acuerdo de autorregulación para no promover las raciones gigantescas. Pero en poco tiempo lanzó la hamburguesa XXL y la ‘Triple whopper’. La empresa lo tiene claro: «Los gustos de nuestros clientes están por encima de todo».

El presidente de la Fundación Española de la Nutrición considera que el peligro reside en «convertir en hábito este tipo de alimentación». Sostiene que «no pasa nada» por disfrutar de vez en cuando de una hamburguesa, siempre que se coma «sano en casa» y no se cometan excesos hasta hacer de ellos una costumbre. ¿Que significa esto? «Que un padre puede llevar tranquilamente a su hijo a una hamburguesería tres veces al mes».
  

LA ‘TRIPLE WHOPPER’

Características: la nueva hamburguesa gigante de la factoría Burger King contiene 1.040 calorías, 69 más que su antecesora, la XXL.

Comparativa: comer una de estas raciones gigantes equivale a la ingesta de ocho huevos fritos o nueve platos de macarrones con tomate.

Niños: la ‘Triple whopper’ cubre hasta el 70% de las necesidades calóricas diarias de un niño de 5 ó 6 años.

Consejo: si en casa se come sano, los padres pueden llevar a sus hijos a una hamburguesería hasta tres veces al mes.

 

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: